Agran es una empresa de tecnología hortofrutícola, que ofrece asesoramiento y productos para la nutrición y potenciación de las cosechas. Nuestro equipo lo componen Ingenieros Agrícolas y Agrónomos expertos en apoyar al agricultor en cuanto a las necesidades nutritivas de sus cultivos.

Disponemos de productos activadores de suelo y enraizantes, macro y micronutrientes, ácidos orgánicos y surfactantes, potenciadores fenólicos y fitoprotectores.

Nuestra diferencia es que nuestros productos están basados en la Tecnología Micro-Carbono, un elemento que se utiliza como base para toda la línea de soluciones Huma Gro® y que ha demostrado tener una gran eficiencia en comparación con los fertilizantes convencionales. El secreto de este elemento rico en carbono se basa en una leonardita única, extraída de una mina en el noroeste de los Estados Unidos. Este material, rico en ácidos orgánicos y minerales conformados en el tiempo en agua dulce, cuando es aplicado a suelos agrícolas, mejora las condiciones del suelo, aumentando el contenido mineral de las plantas y la eficiencia en la absorción de nutrientes.

Nuestro objetivo es contribuir a la agricultura actual con una fertilización sensata y ultra eficiente, protegiendo y mejorando el suelo y contribuyendo a una mejora del medio ambiente. Todos nuestros productos son residuo cero, algunos actualmente con certificación ecológica y otros, en vías de serlo.

Tecnología Micro-Carbono

Los orígenes de la Tecnología Micro-Carbono™

El principio de la patentada Tecnología Micro-Carbono se remonta a 1973 cuando científicos americanos pertenecientes a Huma Gro descubrieron un material único en la mina de su propiedad, situada en el noroeste de los Estados Unidos. Cuando se aplica al suelo cultivado, este material es capaz de mejorar la calidad del suelo y la absorción de nutrientes de las plantas.

Ahora se conoce que este material se compone principalmente de leonardita de muy alta calidad y con propiedades únicas. Es una forma suave, de color marrón claro y rica en oxígeno que se compone de materia vegetal en proceso de descomposición y restos minerales.

Proceso de extracción patentado

Nuestra gama de productos son 100% orgánicos, y están concebidos para cubrir todas las necesidades de la planta. Nuestro objetivo es contribuir a la mejora del suelo y proporcionar una nutrición eficiente a la planta de forma orgánica y sin residuos.

Somos conscientes de la importancia de la agricultura sin residuos y nuestros esfuerzos principales están dirigidos a este campo. Todos los productos de Huma Gro están elaborados mediante la patente de la Tecnología Micro-Carbono™.

Se trata de una tecnología avanzada de nutrición vegetal aplicado a distintas etapas y momentos de los cultivos, desde el trasplante hasta la recolección. El potencial del Micro-Carbono radica en su tamaño, llegando a conseguir hasta moléculas de 1-3 átomos de carbono, que aumentan la eficiencia de los fertilizantes y biopesticidas.

Las ventajas de esta nueva fertilización orgánica y de residuo cero se pueden ver a continuación:

  • Se puede aplicar a todos cultivos por cualquier sistema de riego.
  • Se pueden aplicar de forma foliar.
  • Consigue reducir, con el mismo o mejor resultado, la dosis de fertilizante.
  • Las plantas gastan menos energía en asimilar los nutrientes, y por tanto, crecen más vigorosamente y aumenta el rendimiento de su cosecha.

La base de todos nuestros productos

Todos nuestros productos llevan como base la Tecnología Micro-Carbono™. A partir de esto, Huma Gro ha desarrollado una línea completa de soluciones altamente eficiente, capaz de cubrir todas las necesidades fisiológicas de la planta y sin necesidad de buscar alternativas a través de otros mercados.

El potencial de la Tecnología Micro-Carbono™  se distribuye a través de la siguientes líneas de acción o categorías:

  • Productos que mejoran la actividad y reproducción de microorganismos beneficiosos del suelo, con todas las mejoras que de ello se obtiene.
  • Potenciadores fenológicos capaces de estimular en momentos oportunos respuestas esenciales para la planta, como el crecimiento, el cuaje o floración y la maduración de frutos.
  • Macronutrientes esenciales con gran capacidad de asimilación y de alta eficiencia.
  • Micronutrientes esenciales complejados orgánicamente con gran movilidad y capacidad de fijación en fruto y hoja.
  • Fitosanitarios de bajo impacto y  de residuo cero capaces  de controlar todo tipo de plagas y enfermedades.
  • Ácidos orgánicos naturales con capacidad de mejorar la calidad del suelo y el potencial de mejorar soluciones fertilizantes, consiguiendo reducir el volumen de aplicación y promoviendo una agricultura sostenible e integrada.